¿Qué hacer cuando se rompe una bombilla fluorescente o  bombilla de bajo consumo?

Cuando se rompe un tubo fluorescente, se dispersa por el ambiente un polvo y gas blanquecino. En los tubos fluorescentes puede haber hasta 20 miligramos de mercurio (Hg) por lámpara, en las bombillas de bajo consumo hasta 5 miligramos (Hg) por unidad.

Un tubo fluorescente y una bombilla de bajo consumo es lo mismo en cuanto a composición y funcionamiento. Una bombilla de bajo consumo no es más que un tubo fluorescente retorcido y compactado.

Lo peligroso no es la exposición repentina a este contenido, sino la exposición prolongada mientras recogemos el estropicio. Por tanto, la clave en este asunto radica en saber recoger correctamente los residuos que se han esparcido en la estancia. En este artículo vamos a darte algunos consejos para minimizar ese riesgo:

– Antes de hacer nada, abre las ventanas, sal de la habitación y cierra las puertas durante 10 minutos. Así conseguimos que el vapor de mercurio se volatilice y desaparezca en gran medida.

– Recoge los cristales restantes arrastrándolos conun folio o cartulina. Hazlo con sumo cuidado hacia un mismo punto. No respires mientras lo haces o usa una mascarilla o el trapo.

– Recoge esos cristales y échalos en una bolsa de basura. Es importante no utilizar el aspirador ni la escoba en esta fase del proceso, ya que eso provocaría que el polvo se esparciera.

– Si queda algún cristal, recógelo con cinta adhesiva o cinta aislante y échalo también a la basura.

– Con el trapo humedecido, limpia el polvoblanco y los restos que quedaran. No vuelvas a humedecer el trapo, debes hacerlo de una sola vez o bien usar más trapos. El agua así, no se contamina.

– Si había comida en la estancia, deséchala, básicamente por los cristales que hubieran podido salpicarla y, por supuesto, por el mercurio.

–  Ya puedes pasar el aspirador. Tanto la bolsa de basura, como la bolsa del aspirador o el trapo húmedo, deberían llevarse a un punto limpio de reciclaje.

En el caso de que la exposición al mercurio fuera elevada, debes saber que la sintomatología se centra en temblores, irritabilidad, insomnio, dolores de cabeza y en ocasiones espasmos.